Mostrando 1 - 1 de 1 item
Mostrando 1 - 1 de 1 item


Miel de Ajedrea con Ajo Negro

¿DE DÓNDE PROCEDE?

Esta tradicional miel natural de ajedrea de calidad suprema, es elaborada por la abeja como resultado de la libación al extraer polen y néctar de las flores de especies como ajedrea (Satureja spp), tomillo (Thymus vulgaris L), salvia (Salvia officinalis L.), espliego o lavanda (Lavándula angustifolia ), flora silvestre autóctona variada del entorno, y mielatos tardíos procedentes mayoritariamente de carrascas (secreciones naturales de Quercus y de algunos insectos chupadores) sitas en zonas de bosque bajo aragonés, caracterizadas por condiciones edafoclimáticas únicas. A esta rica miscelánea floral se le añade ajo negro (Allium sativum elaborado y madurado) procedente de la zona centro de España.

Entre esta amalgama de vegetales intensamente aromáticos, destaca la ajedrea como especie más representativa, tratándose de una planta semileñosa muy ramificada  de porte semiarbustivo (30 a 40 cm de altura),  hojas opuestas lanceoladas verde grisáceas, típicas flores blancas y fruto en forma de aquenio anguloso.

Respecto al Allium Sativum o ajo, se trata de una planta perenne con hojas planas y delgadas, flores níveas, raíces pivotantes y bulbo de color blanquecino fuertemente oloroso (debido a dos sustancias muy volátiles, la alicina y el disulfuro de alilo), portador de 6 a 12 gajos independientes (dientes que poseen una yema terminal con elevada capacidad de germinación). El ajo negro es un producto de calidad superior que se origina como resultado de la reacción de Maillard a partir del  ajo común (no siendo un proceso habitual de fermentación).  

 

LA MIEL DE AJEDREA CON AJO NEGRO,  ETIMOLOGÍA  E HISTORIA:

El vocablo ajedrea (Satureja montana) proviene del árabe hispánico con  prestancia del latín “satureia” y por ende de la variante “jedrea”, palabra ya usada en el siglo I a.C. por Ovidio entre otros, aunque su origen verdadero es incierto; cierta información sobre Plinio, relata que se refirió a “satyr” donde describía criaturas medio hombre, medio cabra que habitaban bosques mitológicos.

El origen del  término "Allium" es muy difuso (se comenta que Virgilio le dio el nombre botánico) asociándose al latín "olere" procedente del griego "hallensthai" que significa surgir, debido a su rápido  crecimiento; también se vincula a la palabra celta "all" = picante o caliente. Respecto  a  "Sativum"  significa "cultivar o que no  está en estado salvaje".

Es originario de las estepas de Asia Central (la primera información escrita del uso terapéutico del ajo fresco apareció  en el  510 a.C. en la medicina china e india). Posteriormente se expandió hacia Asia Menor y Egipto donde gracias a su consumo, se protegió de infecciones a la población que construyó las pirámides; de ahí se extendió a occidente (Grecia, Imperio Romano,..) e inclusive a los países nórdicos en cuya mitología se citaba este producto alimentario como remedio natural para ahuyentar demonios.

Lonicerus lo calificaba como "thériaque des paysans" (panacea del pueblo) pues creía firmemente que aportaba múltiples beneficios naturales, usándolo para combatir tumores del cuerpo, problemas cutáneos, infecciones, parásitos intestinales, insuficiencia renal, catarro bronquial y el mal de vientre.

Los antiguos griegos y romanos lo llamaron "scorodon". Dioscórides (siglo I d.C.) comentó  el potencial que tenía  como producto "para aclarar las arterias y conservar su buen estado". Posteriormente, afamados hombres de medicina como Hipócrates, Plinio el viejo, Galeno, Avicena, Santa Hildegarda, Paracelso e incluso Louis Pasteur (que ratificó su acción antibacteriana), facilitaron importante información en vastos  tratados sobre las propiedades naturales y usos del ajo fresco.

Se creyó su consumo prolongado prevenía infecciones, siendo ampliamente usado durante el proceso de  invasión de la peste; más tarde, en la II Guerra Mundial, fue llamado la ‘penicilina rusa’, porque ante la carestía de antibióticos, el gobierno ruso empleó el ajo para evitar infecciones. El consumo del ajo negro como producto de calidad a nivel culinario en recetas más refinadas, comenzó en Estados Unidos (2008) para luego seguir difundiéndose por toda Europa (principalmente España y Reino Unido) y Oriente, bien usando sus dientes o en forma de crema.

En cuanto a la ajedrea, se puede interpretar que al ser una hierba muy utilizada antaño en varias recetas culinarias, reunía las condiciones adecuadas para condimentar macedonias, ensaladas y misceláneas de verduras (donde se combinaban en un mismo plato diferentes alimentos), este hecho dio lugar al término “satura”, variante femenina del adjetivo satur, satura, saturum (lleno, colmado, repleto de alimento), que a su vez originó el verbo saturar. También se le atribuyen ciertas raíces indoeuropeas y vinculaciones con el griego, pero es un tema muy difuso e inexacto.

Se tiene presunta información del  origen de la ajedrea en la Europa meridional, siendo muy habitual en las costas españolas y del Mar Negro, así como en algunas zonas de bosque montano más centrales.

En la antigua Roma, se utilizaba a través del masaje  en las relaciones amorosas y para conservar el instinto sexual (en pócima ingerida y mezclada con miel en crema). El poeta Virgilio ya citaba en sus escritos, sobre la maravillosa miel elaborada por las abejas en panales próximos a cultivos de plantas de ajedrea y que proporcionaba grandes beneficios saludables para la salud.

Plinio el Viejo mencionaba que…” la llamada ajedrea de las vacas, bebida en vino, es contra las serpientes y se aplica machacada sobre la llaga”…y  que...” la planta seca y sus hojas machacadas curan los tumores y las afecciones de las partes viriles, se asocia perfectamente al vino”. En el Medievo formó parte de jardines, ya fuere cultivada en el huerto, en  orillas de caminos o como matas aisladas en parterres. Durante el siglo XIX comenzó un proceso de cultivo e introducción por parte de los italianos, como producto para recetas de la cocina tradicional.

 

ZONA DE RECOLECCIÓN:

ENTORNO NATURAL DEL MONASTERIO DE PIEDRA (ARAGÓN - ESPAÑA)

Emblemática área del nordeste de España sita en la zona media - baja  del  occidente aragonés, ampara un paraje único geográficamente conformado por una atractiva mezcla de dehesas, sierras, barrancos, vaguadas y muelas esteparias naturales.  Conjunto armoniosamente refrescado por el magnífico embalse de La Tranquera, del cual emana un revoltoso Rio Piedra que da vida al emblemático parque natural en torno al cisterciense "Monasterio de Piedra" (siglo XII-XIII), alegremente salpicado de increíbles cascadas, lagos y grutas naturales a modo de mágico bosque natural.

Una mayoritaria parte de su extensa superficie está catalogada dentro de la Red de Espacios Naturales Protegidos de España, pudiendo disfrutar en ella de  privilegiados espacios naturales multicromáticos, bañados por balsámicas aguas termales y ornamentados por una rica biodiversidad vegetal típica del bosque de monte bajo aragonés (encinas, romeros, olivos, alcornoques, viñas, cereales,  dehesas, girasoles,..) .

El ajo negro procede de la aplicación del proceso madurativo llamado "Reacción de Maillard" (no es una fermentación propiamente dicha) sobre  el  ajo morado (Allium sativum), siendo ampliamente cultivado en el término conquense de "Las Pedroñeras" en la comunidad castellano manchega.

CARACTERÍSTICAS DE LA MIEL DE AJEDREA CON AJO NEGRO: 

La miel de ajedrea es una de las mieles naturales más aromáticas, consistentes y saludables, puesto que en su recorrido vital, suele ir acompañada de plantas intensamente fragantes como el tomillo, romero, salvia, lavanda, etc..,  las cuales acumulan pura esencia en terrenos pedregosos del monte medio aragonés dotado de unas condiciones peculiares.

Comprende una vasta gama de colores naturales ambarinos muy variables en función de la predominancia floral. Excelente sabor  delicado, semi intenso, compendio de multitud de sensaciones serranas, aderezado espontáneamente por la fuerza de los aguerridos mielatos tardíos que acrecientan sus propiedades medicinales.

Destaca su aroma  superior intensamente aromático y perfumado, propio de la amalgama varietal de la zona que proporciona mieles de calidad suprema. El ajo negro acentúa el dulzor natural de la miel de ajedrea, aportando sutiles notas balsámicas ligeramente aciduladas que armonizan las cualidades organolépticas de la mezcla.

 

EXCELENCIAS DE LA MIEL DE AJEDREA CON AJO NEGRO:

Como toda nuestra gama de mieles puras, hablamos de una miel natural selecta de ajedrea con ajo negro recolectada por nuestras abejas, que aporta multitud de beneficios a nuestro organismo y que cumple todos los requisitos saludables para ser un  producto natural excelso de primer orden:

  • Sin azúcares añadidos: Nuestra miel es lo que es, tal y como la abeja la elabora en la colmena, poseyendo por lo tanto los azúcares naturales propios de una miel pura y natural no adulterada, con todos los beneficios saludables que ello reporta.
  • No filtrada: Nunca la filtramos, porque de este modo conservamos todas las propiedades naturales de origen, logrando así un excelso producto natural sin parangón.
  • Cruda: Mantiene intactas todas las vitaminas, nutrientes y enzimas, así como sus cualidades gustativas y olfativas porque no  ha sido sometida a procesos de sobrecalentamiento (más de 40 º) ni pasteurización.
  • No homogeneizada: Jamás mezclamos mieles naturales de diferentes procedencias geográficas o florales. Deseamos mantener siempre la esencia y pureza desde su origen, porque de este modo, logramos poner a disposición del consumidor final todos los beneficios que una miel pura puede aportar al organismo.
  • 100% Pura: En el proceso productivo y de manejo de la miel, no intervienen factores ajenos a los que la propia naturaleza proporciona. Las abejas la elaboran libando polen y néctar de las  flores,  y secreciones de plantas e insectos chupadores, para proceder después a su transformación y almacenamiento en los panales del interior de la colmena.

  

PROPIEDADES DE LA MIEL  DE AJEDREA CON AJO NEGRO:

La miel artesanal  de ajedrea con ajo negro, es una de las mieles elaborada por la abeja con mayor abanico de propiedades  medicinales, cuyo consumo proporciona incontables beneficios saludables. Todo ello se debe al amplio contenido en polen y néctar de flores de plantas aromáticas diversas (ajedrea, tomillo, lavanda,..), así como de mielatos de arbustos chaparros (carrasca,..) y del excelso ajo negro.

En uso tópico, se aplica como cicatrizante y regenerador celular, resultado muy útil en casos de picaduras de insectos, afecciones fúngicas,  quemaduras, llagas,... Se le atribuyen también, condiciones estimulantes y reguladoras del estímulo sexual. Otra de sus propiedades naturales a destacar, es la de ser un buen coadyuvante en la lucha contra problemas de afecciones de garganta y pulmonares, resultando también un maravilloso tónico estomacal para casos de problemas digestivos en general.

El ajo negro aporta atributos energetizantes, antioxidantes, depurativos, antibióticos, expectorantes y fortalecedores del sistema óseo. Es un excelente calmante (contiene elevados niveles de fósforo y azufre) facilitando la conciliación del sueño y la actividad neuronal, y un buen hipotensor, ayudando en la regulación de la circulación sanguínea. Potencia el  sistema inmune, regulando el nivel de colesterol y previniendo enfermedades cardiovasculares.

 

RECETAS SANAS CON MIEL DE AJEDREA CON AJO NEGRO:

BERENJENAS ELABORADAS CON MIEL DE AJEDREA Y AJO NEGRO

Lavar, pelar y cortar en rodajas dos berenjenas moradas; introducir en agua salada 20 minutos, escurrir y secar. Untar con harina de avena integral  y huevo batido, y freír con  la cantidad justa de  aceite de oliva virgen muy caliente hasta dorar. Extraer y secar con papel de cocina. Poner en el centro de la fuente, añadir un chorro de miel natural de ajedrea con ajo negro por encima, unas gotitas de miel natural de bosque y un poquito de crema del mismo ajo.

Cortar unos tomates de racimo en rodajas, colocar en el borde de la fuente en torno a las berenjenas y rociar con aceite balsámico de Módena, ajo negro partido en láminas y perejil fresco triturado. Decorar con varias flores de azahar. Exquisita y refrescante receta nutritiva, elaborada con sencillos ingredientes que aportan increíbles propiedades saludables (sin conservantes ni colorantes).

 

CONSEJOS DE USO:

La miel de ajedrea con ajo negro posee propiedades únicas saludables, de tal modo que si deseamos conservar todos los beneficios que nos puede aportar, es aconsejable ingerirla directamente, saboreándola dentro de la boca el mayor tiempo posible. Para hacerla más manipulable en aquellos casos que se prefiera diluida, se recomienda como mucho, calentar al “Baño María” a temperatura que no supere nunca los 40 º para evitar la pérdida de propiedades.

 

CONSEJOS DE  CONSERVACIÓN:

Mantener en lugar seco, semioscuro y fresco para mantener intactas todas sus propiedades de un modo natural. No precisa conservantes.

 

MIEL DE AJEDREA CON AJO NEGRO:

  • ORIGEN: ENTORNO NATURAL DEL MONASTERIO DE PIEDRA (ARAGÓN - ESPAÑA)
  • ESPECIE REPRESENTATIVA: Ajedrea (Satureja spp).
  • COMPOSICIÓN FLORAL MAYORITARIA: Ajedrea (Satureja spp), Tomillo (Thymus vulgaris L), Carrasca( Quercus L.), Salvia (Salvia officinalis L.),  Espliego(Lavándula angustifolia ) y  Ajo negro (Allium sativum fermentado y madurado).
  • ÉPOCA DE PRODUCCIÓN: Verano a primeros de otoño.
  • COLOR: Ambarino variado  multicromático tiznado de virutas negruzcas.
  • SABOR: Intensamente dulce  y delicado, con notas balsámicas ligeramente aciduladas.
  • AROMA: Superior, intensamente aromático y perfumado.
  • PECULIARIDADES: Miel cruda, pura, saludable, no homogeneizada, no filtrada, sin azúcares añadidos.
  • PROPIEDADES: Tónica, depurativa, antioxidante, inmune, colesterol.
  • CONSERVACIÓN: Mantener en lugar seco, semioscuro  y fresco.

**En su proceso natural, la miel cristaliza y endurece en función de diversos parámetros (temperatura, origen floral, etc).